fbpx
Cursos de inglés en el Reino Unido

¿Qué beneficios tiene para los alumnos de Secundaria y/o Bachillerato estudiar un curso en el extranjero? ¿Qué países son los más recomendables? ¿Cuáles son las principales dificultades que pueden presentarse a los alumnos a la hora de estudiar un curso en el extranjero? ¿En qué curso? ¿Qué tipo de centro es mejor?¿En familia o en un internado?

Seguro que le han surgido estas dudas cuando se ha planteado enviar a su hijo a estudiar un año escolar en el extranjero. Elena Ortega, asesora educativa de TEAM up! International Education responde a estas y otras preguntas.

– ¿Qué beneficios tiene para los alumnos estudiar un curso en el extranjero?

«La globalización es un proceso social y cultural a escala mundial en el que las personas de cualquier edad se comunican a diario. Estudiar en otro país, especialmente un curso en el extranjero, tiene un gran impacto en el desarrollo personal de nuestros hijos. De hecho, para la mayoría, cambia su vida.
Son muchos los beneficios que les aporta, siendo uno de los más significativos el aprendizaje de una segunda lengua. Este aspecto ya es una de las habilidades necesarias a la hora de ingresar en el mercado laboral a corto plazo.
Pero para nosotros lo realmente importante es el crecimiento personal que experimentan todos los estudiantes que cursan un año escolar en el extranjero. Es tal el tamaño del reto al que se enfrentan, que podemos asegurar que esta experiencia les cambiará para siempre, y para bien. Al terminar el curso, el estudiante habrá aprendido a gestionar emociones, sentimientos, situaciones, retos totalmente nuevos para él, y todo ello sin el apoyo directo de su núcleo familiar. Por primera vez, serán de verdad personas autónomas y tendrán que desarrollar unas habilidades a las que no tendrían que enfrentarse de manera ni parecida si estudiaran en España».

 

Elena Ortega, curso en el extranjero

Elena Ortega, asesora educativa de TEAM up! International Education

«Ya no es suficiente poseer un título universitario
para garantizar un buen desempeño profesional»

En un mundo laboral cada vez más dinámico y cambiante, ya no es suficiente poseer un título universitario para garantizar un buen desempeño profesional. Ahora es necesario aprender una serie de habilidades o destrezas menos formalizadas, que no suelen adquirirse en el ámbito académico, pero que son decisivas para una carrera laboral satisfactoria. Estas aptitudes suelen denominarse “soft skills” o habilidades blandas, y son un conjunto de atributos personales, cualidades propias y habilidades comunicativas que permiten a una persona tener una interacción eficiente y de calidad con los demás. Son, por tanto, una serie de habilidades interpersonales y rasgos de personalidad que son mucho más difíciles de adquirir que las hard skills (conocimientos teóricos). Su desarrollo está íntimamente ligado con la Inteligencia Emocional, que es la capacidad que tenemos de reconocer nuestras propias emociones, gestionarlas, y ver cómo afectan a la manera de relacionarnos con los demás.
Las soft skills se desarrollan a lo largo de los años, mediante la experiencia, y por ello, convierten al trabajador que las posee en un recurso muy valioso para cualquier empresa.

El mercado laboral demanda habilidades además de conocimientos

Estudios recientes aseguran que el éxito en el trabajo procede, en un 80%, del desarrollo de las soft skills, y por tanto las empresas buscarán profesionales que además de preparación académica y habilidades tecnológicas, cuenten con las siguientes capacidades:
Habilidades sociales: empatía, comunicación, capacidad transcultural, negociación, dotes de liderazgo, emprendimiento, adaptabilidad, aprendizaje continuo…
Inteligencia emocional, que consiste fundamentalmente en saber identificar las emociones propias y conseguir modificar las negativas hacia positivas.
Estas son las aptitudes profesionales más complicadas de aprender, más bien se adquieren. Algunas son frutos de la madurez y otras, características de la juventud, que se comienzan a desarrollar al cursar un año académico en el extranjero.
TEAM up! International Education pone a disposición de los estudiantes programas de 10 meses de duración, los cuales suponen una MasterClass de experiencias y situaciones nuevas y reales que le llevarán a desarrollar ciertas habilidades de las llamadas Soft Skills. Nuestros estudiantes salen de su zona de confort y se convierten en personas más abiertas al cambio, con capacidad de adaptación, de asumir y afrontar situaciones y sentimientos imprevistos, aprenden a relacionarse en distintos grupos y contextos, abiertos a un nuevo entorno.
Todo esto hace que cursar un año académico en el extranjero sea una opción cada día más presente en el proyecto educativo de nuestros hijos.

¿Qué países son los más recomendables para estudiar un curso en el extranjero?

«Esta es una de las primeras preguntas que se plantean las familias y nuestra respuesta es siempre la misma: depende de cada estudiante, su personalidad, sus necesidades y objetivos. No hay país mejor ni peor que otro, solo destinos diferentes, con sus peculiaridades y aspectos diferenciadores.
Las costumbres y proximidad del país son importantes, pero quizá lo es más el sistema académico en el que tendrá que estudiar y el retorno al sistema académico español, asegurando la convalidación del curso.
Los destinos habituales son Reino Unido, Irlanda, Estados Unidos y Canadá.

Reino Unido: es famoso por sus prestigiosos internados y magníficos colegios. Es el destino ideal para los más jóvenes ya que en sus internados aceptan a estudiantes a partir de 8 años. Su calidad educativa es intachable. Reino Unido combina una cultura diversa y vibrante para crear un entorno lleno de historia, tradición y creatividad moderna.
Irlanda: Su sistema educativo es uno de los mejores de Europa, más flexible y práctico que el español. Su cultura es la más similar a la nuestra y la familia está en el centro de la vida irlandesa, al igual que pasa en España. Irlanda es un país muy atractivo para los estudiantes españoles, dada su proximidad, el menor coste de la educación y la familiaridad de sus habitantes. Es un país seguro, acogedor y de tradición católica.
Estados Unidos: Su sistema académico se centra en motivar al estudiante y guiarle en el camino de la consecución de objetivos. Además, otro de sus puntos fuertes es la gran importancia que se concede a las actividades extra escolares[OFA2] , con protagonismo de las deportivas. Las instituciones educativas disponen de magníficas instalaciones y muchos recursos. También son muy populares los clubs de debate, los periódicos del colegio, el voluntariado y las orquestas. Las familias anfitrionas son famosas por su calidez y generosidad.
Canadá: Su sistema educativo es excelente, valorado como uno de los mejores del mundo, según el informe PISA. Los canadienses además son únicos en el fomento de los deportes al aire libre: esquí, hockey sobre hielo, equitación, piragüismo, escalada… Es un país con alta calidad de vida, seguro y uno de los más multiculturales del mundo».

¿Cuáles son las principales dificultades que pueden presentarse a los alumnos a la hora de estudiar un curso en el extranjero?

«El choque cultural es una de las principales dificultades, proceso que suele afectar a la mayoría de las personas cuando cambian de lugar de residencia o simplemente al viajar a países con tradiciones y costumbres propias que a veces son únicas».

Este proceso cuenta con 4 fases:
1. Etapa de euforia: Se caracteriza por la felicidad y alegría inicial que podemos sentir al llegar a un destino nuevo. Se siente un gran interés en aprender y se está muy motivado y cooperativo.
2. Choque cultural. El verdadero encuentro con la realidad. Se pasa a una situación de desconcierto ante una cultura totalmente desconocida. Se puede experimentar sensaciones de ansiedad, añoranza, frustración, miedo… El estudiante se centra más en las diferencias culturales que en las similitudes.
3. Etapa de aceptación. Comienza el proceso de aprender, solucionar, encontrar el equilibrio. El estudiante comienza a relajarse y sentirse de buen humor y cada situación es más fácil de sobrellevar. Se experimentan emociones positivas y también negativas, pero ya está aprendiendo a gestionarlas.
4. Fase de adaptación. Se consigue el equilibrio entre nuestra cultura y la extranjera. Vemos que hay cosas diferentes, pero sabemos identificar las buenas para disfrutarlas.

La clave es cómo gestionar el choque cultural, que sí o sí, nuestros estudiantes van a experimentar. Y para ello se necesita una cierta/indiscutible capacidad de adaptación que, junto con el apoyo de los profesionales que gestionen su programa, hará que se superen todas las situaciones menos favorables para conseguir el éxito en esta experiencia formativa y de desarrollo personal.

¿En qué curso es recomendable que los alumnos salgan a estudiar un año escolar fuera?

«Los expertos coinciden en que la mejor etapa para cursar un año escolar en el extranjero va de los 11 a los 15 años, que corresponde a estudiantes a partir de 6º de primaria y toda la etapa de la ESO. Esta franja de edad coincide con la adolescencia y todo lo que se aprenda en esta etapa quedará reflejado en su vida adulta.

Pero lo determinante será el carácter del estudiante, su madurez y autonomía. También es importante contar con un nivel de inglés suficiente, de forma que la barrera del idioma no impida una correcta adaptación al programa.

Elegir el momento adecuado es clave para el éxito del programa, por lo que un buen asesoramiento de una empresa como la nuestra en la elección del destino, del curso y del tipo de programa (en familia o internado) es fundamental».

¿Mejor en un colegio público o privado? ¿Qué diferencias presentan? ¿En familia o en un internado?

«Esto dependerá mucho del país de destino elegido, además de otros aspectos como los objetivos educativos previstos y el presupuesto disponible de cada familia.
En todos los destinos se puede elegir entre colegios públicos, privados o internados, pero el sistema educativo de cada país determina la mayor o menor oferta de cada tipo de colegio.
Por ejemplo, en Canadá, destino con una demanda creciente, su sistema educativo está enfocado en la excelencia de los colegios públicos, por lo tanto colegio público y alojamiento en familia es el programa más habitual. En el caso de Reino Unido, hay una histórica tradición de internados, con una excelente educación, pero también con un mayor coste. En Irlanda, es muy habitual realizar cursos académicos en colegio, tanto público como privado, y el alojamiento en familia. Por último, en Estados Unidos, el catálogo de opciones es muy amplio. El programa más popular es el J1 (colegio público y alojamiento en familia), con un excelente precio al estar subvencionado por el país anfitrión.

Estudiar en un colegio público y alojarse con una familia supone una inmersión total en el idioma, la cultura y costumbres del país, pero el choque cultural puede ser grande. No todas las familias son iguales, pero todas tienen un objetivo en común: acoger y tratar a los estudiantes internacionales como a uno más de la familia.El alojamiento en internado es la mejor opción cuando se busca cubrir unas necesidades académicas concretas o unas actividades extracurriculares específicas. Además es una excelente oportunidad de desarrollar competencias sociales.

año escolar en Irlanda

Estudiar un año escolar en Irlanda es la manera más eficaz de aprender inglés. Su alto nivel de educación es reconocido en todo el Mundo, pero además los beneficios de estudiar un año escolar en Irlanda no son solo académicos. Esta experiencia ayuda a los estudiantes a llenar su mochila de vivencias y habilidades.  Es un proceso de maduración y enriquecimiento personal que aporta al estudiante valores como la flexibilidad, el entendimiento, la tolerancia y la independencia.

Estudiar en Irlanda ofrece a nuestros hijos la oportunidad de practicar inglés, estudiar en instituciones educativas de primer nivel y disfrutar de paisajes impresionantes y un folklore únicos. Existe una gran cultura literaria y musical.

 

año escolar en Irlanda

Estudiantes TEAM up! en Galway

¿Por qué estudiar un año escolar en Irlanda?

Irlanda es un país muy atractivo para los estudiantes españoles dada su proximidad y la familiaridad de sus habitantes. Es un país seguro y de tradición católica.
Tenemos muchas cosas en común; por ejemplo, la familia está en el centro de la vida irlandesa, al igual que pasa en España. Y está a dos horas de avión, un aspecto importante para muchos padres que deciden enviar a sus hijos a estudiar inglés al extranjero.

Irlanda es, además, un país de ambiente estudiantil joven, activo y multicultural. Pero si hay algo que define Irlanda y la diferencia de otros países en los que estudiar inglés son sus maravillosos paisajes y su atractivo cultural, el contraste perfecto entre naturaleza e historia. Un lugar ideal para personas de todo tipo.

El sistema educativo de Irlanda es uno de los mejores de Europa

El sistema educativo de Irlanda es uno de los mejores de Europa, más flexible y práctico que el español. Todos sus cursos son convalidables con el sistema español. Una gran ventaja a la hora de plantearse estudiar un año escolar en Irlanda.

Los cursos escolares en Irlanda están divididos por dos ciclos: Junior y Senior. No se entra en los cursos escolares por el año de nacimiento, sino por la edad del niño. Para cursar primero de Primaria hay que tener los 6 años cumplidos el 1 de septiembre, y para cursar primero de Secundaria es necesario tener 12 años cumplidos ese día.

¿El mejor destino para estudiar un año escolar en Irlanda?

Las zonas más rurales son las idóneas para realizar programas académicos y estudiar inglés en Irlanda, ya que el número de estudiantes españoles es algo más reducido que en Dublín y sus alrededores. Pero si prefieres una ciudad, nuestros estudiantes que han vivido la experiencia de estudiar un año escolar en Irlanda te recomendarían Dublin, Galway o Cork.

Estudiar en Cork

Cork una de las ciudades más conocidas por su ambiente estudiantil. Está situada en el sur de Irlanda y su encanto reside en su arquitectura y ambiente que le dna una personalidad única.

Cork tiene una intensa vida cultural. La ciudad es sede de numerosos galerías e institutos de arte, como la Cork School of Music, el Crawford College of Art and Design o el Institute for Choreography and Dance, donde se dan clases y obras de danza contemporánea.

Hay compañías de ballet, como Cork City Ballet, y de teatro independiente.  En la Cork Opera House se presentan obras musicales y también teatrales. Desde 2008, en la antigua Christ Church funciona el centro cultural municipal Triskel Arts Centre. Son famosos mundialmente el Cork Film Festival y el Cork Jazz Festivla, que se celebran anualmente. En Cork además, hay una gran oferta de ocio con bates, teatros, pubs, restaurantes.

Estudiar en Dublin

 año escolar en IrlandaLa capital, Dublin, es la ciudad más cosmopolita de Irlanda, la más poblada y una de las más visitadas.

Dublín es una ciudad muy antigua. Al pasear por sus calles encontramos edificios que datan de la Edad Media conviviendo con rascacielos modernos. Es un fascinante destino para los amantes de la historia y la arquitectura.

Dublín es el centro de gran parte del arte y la escena artística irlandesa y sede de las bibliotecas y museos más importantes de Irlanda, entre ellos el National Print Museum of Ireland y la Biblioteca Nacional. Es habitual también escuchar música en vivo en las calles.

Entre las visitas imperdibles de Dublín se encuentran sus fascinantes castillos y sus fabulosos paisajes. Uno de los puntos más visitados es Trinity College, la universidad más prestigiosa de Irlanda, y frente a la entrada de la universidad, encuentra la estatua de Molly Malone, foto obligada para todos los que visitan esta ciduad. Según una canción popular irlandesa, Molly Malone era una vendedora ambulante de pescado de día y prostituta de noche. Muy tradicional también es la fábrica de cerveza Guinness.

Estudiar en Galway

año escolar en IrlandaLa encantadora ciudad de Galway, en la costa oeste de Irlanda, es la Capital Europea de la Cultura 2020. Galway es una ciudad costera famosa por ofrecer arte, creatividad y un sentido de la aventura difíciles de encontrar en cualquier otro lugar. Desde música y carreras de caballos hasta literatura y actividades culturales, Galway está repleta de festivales y animación.

Son famososo sus pubs de vivos colores, sus edificios tradicionales y su entorno natural, con los acantilados Moher, la atracción natural más visitada de Irlanda.

 

La mejor edad para estudiar un año escolar en Irlanda

Junto con el Reino Unido, Irlanda en uno de los mejores destinos para los alumnos más jóvenes, por su proximidad y porque cuentan con un sistema escolar parecido al español.

Los expertos afirman que la mejor etapa para emprender esta aventura abarca desde los 11 a los 15 años, y las familias suelen optar porque sus hijos realicen un año académico en el extranjero cuando están en 6º de Primaria, antes de la adolescencia.

Esta es la edad que recomiendan los expertos para que un niño estudie en el extranjero. Sin embargo, es importante subrayar que todo depende de las circunstancias, objetivos  y personalidad de cada alumno. El equipo de asesores de TEAM up! International Education l te ayudarán a tomar esta decisión

En muchos casos, y para que el choque sea menor, ayuda en gran medida que haya experiencias previas parecidas: vacaciones en el extranjero, campamentos, etc.

 

Elige tu destino para estudiar en el extranjero

Entre los principales beneficios de estudiar en el extranjero a una edad temprana, los expertos destacan la fácil adaptabilidad del estudiante a un nuevo entorno; el menor choque cultural al regresar a su hogar y, por su puesto, que el idioma se habla antes y mejor.

Lo importante para decidir tanto el destino como la edad más apropiada, el programa académico o el tipo de estancia, es el diseño de una propuesta personalizada para cada alumno.

TEAM up! International Education somos un equipo de asesores en educación internacional que siempre está cerca del alumno y de sus familias durante todo el proceso. Con asesoramiento educativo y emocional. Ofrecemos numerosas escuelas en exclusivas localizaciones entre las que escoger y una amplia selección de programas a medida de cada estudiante.

Elena Ortega La Razón

» ¿Cuándo conviene mandar a un hijo a estudiar a otro país? ¿A cuál? ¿En qué régimen? ¿A qué tipo de centro? Los expertos dan consejos para que la experiencia sea bien aprovechada». Planteando estas cuestiones comienza el artículo de La Razón «Estudiar un curso de ESO o Bachiller fuera de casa».

Elena Ortega La RazonUno de esos expertos a los que alude la información es Elena Ortega, asesora de educación de TEAM up! International Education. Elena se refiere en este artículo, por ejemplo, a los países más recomendables: «Esta es una de las primeras preguntas que se plantean las familias y nuestra respuesta es siempre la misma: depende de cada estudiante, su personalidad, sus necesidades y objetivos. No hay país mejor ni peor que otro, solo destinos diferentes, con sus peculiaridades y aspectos diferenciadores».

Las costumbres y proximidad del país son importantes, pero quizá lo es más el sistema académico en el que tendrá que estudiar y el retorno al sistema académico español, asegurando la convalidación del curso. Los destinos habituales son Reino Unido, Irlanda, Estados Unidos y Canadá.

 

Año Escolar en Reino Unido

Según Elena Ortega, Reino Unido es famoso por sus prestigiosos internados y magníficos colegios. Es el destino ideal para los más jóvenes ya que en sus internados aceptan a estudiantes a partir de 8 años. «Su calidad educativa es intachable. Reino Unido combina una cultura diversa y vibrante para crear un entorno lleno de historia, tradición y creatividad moderna».

Año Escolar en Irlanda

El sistema educativo de Irlanda es uno de los mejores de Europa, más flexible y práctico que el español. Su cultura es la más similar a la nuestra y la familia está en el centro de la vida irlandesa, al igual que pasa en España. Irlanda es un país muy atractivo para los estudiantes españoles, dada su proximidad, el menor coste de la educación y la familiaridad de sus habitantes. Es un país seguro, acogedor y de tradición católica.

 

Estudiar en Irlanda

Año escolar en Estados Unidos

El modelo escolar de Estados Unidos se centra en motivar al estudiante y guiarle en el camino de la consecución de objetivos. Además, otro de sus puntos fuertes es la gran importancia que se concede a las actividades extra escolares, con protagonismo de las deportivas. «Las instituciones educativas disponen de magníficas instalaciones y muchos recursos. También son muy populares los clubs de debate, los periódicos del colegio, el voluntariado y las orquestas. Las familias anfitrionas son famosas por su calidez y generosidad», señala Elena Ortega.

Año escolar en Canadá

Canadá cuenta con un sistema educativo es excelente, valorado como uno de los mejores del mundo, según el informe PISA. Los canadienses además son únicos en el fomento de los deportes al aire libre: esquí, hockey sobre hielo, equitación, piragüismo, escalada… Es un país con alta calidad de vida, seguro y uno de los más multiculturales del mundo.

 

Estudiar inglés en Canadá

¿Colegio público o privado?

«¿Es recomendable un colegio público o privado?» A esta pregunta Elena Ortega responde que esta elección dependerá mucho del país de destino, además de otros aspectos como los objetivos educativos previstos y el presupuesto disponible de cada familia. «En todos los destinos se puede elegir entre colegios públicos, privados o internados, pero el sistema educativo de cada país determina la mayor o menor oferta de cada tipo de colegio».

Por ejemplo, en Canadá, destino con una demanda creciente, su sistema educativo está enfocado en la excelencia de los colegios públicos, por lo tanto colegio público y alojamiento en familia es el programa más habitual.  En el caso de Reino Unido, hay una histórica tradición de internados, con una excelente educación, pero también con un mayor coste. En Irlanda, es muy habitual realizar cursos académicos en colegio, tanto público como privado, y el alojamiento en familia. Por último, en Estados Unidos el catálogo de opciones es muy amplio. El programa más popular es el J1 (colegio público y alojamiento en familia), con un excelente precio al estar subvencionado por el país anfitrión.

«Estudiar en un colegio público y alojarse con una familia supone una inmersión total en el idioma, la cultura y costumbres del país, pero el choque cultural puede ser grande. No todas las familias son iguales, pero todas tienen un objetivo en común: acoger y tratar a los estudiantes internacionales como a uno más de la familia», destaca nuestra asesora en educación internacional.

«El alojamiento en internado es la mejor opción cuando se busca cubrir unas necesidades académicas concretas o unas actividades extracurriculares específicas. Además es una excelente oportunidad de desarrollar competencias sociales».

Estudiar un curso fuera de casa ayuda a desarrollar habilidades

En el reportaje de La Razón, Elena Ortega también pone en valor los beneficios para el alumno de estudiar un curso fuera de casa, y destaca que vivir un curso en el extranjero ayuda a desarrollar las llamadas soft skills o habilidades blandas: un conjunto de atributos personales que permiten a una persona tener una interacción eficiente y de calidad con los demás. «Son mucho más difíciles de adquirir que las hard skills o conocimientos teóricos», añade. «Su desarrollo está ligado con la inteligencia emocional, formándose mediante la experiencia, y por ello, convierten al trabajador que las posee en un recurso muy valioso».

 

 

 

Año escolar en el extranjero

Estudiar en un año escolar en el extranjero  tiene un gran impacto en el desarrollo personal de nuestros hijos. De hecho, para la mayoría, cambia su vida.

Son muchos los beneficios que les aporta. Uno de los más significativos es, lógicamente, el aprendizaje de una segunda lengua. Este aspecto ya es una de las habilidades necesarias a la hora de ingresar en el mercado laboral, un mercado que ya es global. La globalización es una realidad social, económica y cultural, y en este nuevo entorno las personas de cualquier edad se comunican a diario sin barreras.

Cursar un año escolar en el extranjero cambia la vida del estudiante

Pero para TEAM UP! lo realmente importante es el crecimiento personal que experimentan todos los estudiantes que cursan un año escolar en el extranjero. Es tal el tamaño del reto al que se enfrentan, que podemos asegurar que esta experiencia les cambiará para siempre, y para bien. Al terminar el curso, el estudiante habrá aprendido a gestionar emociones, sentimientos, situaciones, retos totalmente nuevos para él, y todo ello sin el apoyo directo de su núcleo familiar. Por primera vez, serán de verdad personas autónomas y tendrán que desarrollar unas habilidades a las que no tendrían que enfrentarse de manera ni parecida si estudiaran en España.

Estudiar en el extranjero desarrolla las competencias más valoradas en el ámbito laboral

En un mundo laboral cada vez más dinámico y cambiante, ya no es suficiente poseer un título universitario para garantizar un buen desempeño profesional. Ahora es necesario aprender una serie de habilidades o destrezas menos formalizadas, que no suelen adquirirse en el ámbito académico, pero que son decisivas para una carrera laboral satisfactoria. Estas aptitudes suelen denominarse “soft skills” o habilidades blandas, y son un conjunto de atributos personales, cualidades propias y habilidades comunicativas que permiten a una persona tener una interacción eficiente y de calidad con los demás.

Son, por tanto, una serie de habilidades interpersonales y rasgos de personalidad que son mucho más difíciles de adquirir que las «hard skills» (conocimientos teóricos). Su desarrollo está íntimamente ligado con la Inteligencia Emocional, que es la capacidad que tenemos de reconocer nuestras propias emociones, gestionarlas, y ver cómo afectan a la manera de relacionarnos con los demás.

Las «soft skills» se desarrollan a lo largo de los años, mediante la experiencia, y por ello, convierten al trabajador que las posee en un recurso muy valioso para cualquier  empresa.

Año escolar en el extrnajero

Estudios recientes aseguran que el éxito en el trabajo procede, en un 80%, del desarrollo de las «soft skills», y por tanto las empresas buscarán profesionales que además de preparación académica y habilidades tecnológicas, cuenten con las siguientes capacidades:

  • Habilidades sociales: empatía, comunicación, capacidad trascultural, negociación, dotes de liderazgo, emprendimiento, adaptabilidad, aprendizaje continuo…
  • Inteligencia emocional, que consiste fundamentalmente en saber identificar las emociones propias y conseguir modificar las negativas hacia positivas.

Estas son las aptitudes profesionales más complicadas de aprender, más bien se adquieren. Algunas son frutos de la madurez y otras, características de la juventud, que se comienzan a desarrollar al cursar un año escolar en el extranjero.

Te animamos a descargar nuestro DOSSIER 2020, con información más detallada. Descargar.

Año escolar en el extranjero, con TEAM up!

TEAM up! pone a disposición de los estudiantes programas a medida, de 10 meses de duración. Estos programas suponen una MasterClass de experiencias y situaciones nuevas y reales que le llevan a crecer como persona y a desarrollar muchas habilidades valiosas para su futuro, personal y profesional.

Nuestros estudiantes salen de su zona de confort y se convierten en personas más abiertas al cambio, con capacidad de adaptación, de asumir y afrontar situaciones y sentimientos imprevistos, aprenden a relacionarse en distintos grupos y contextos, abiertos a un nuevo entorno,.

Todo esto hace que cursar un año escolar en el extranjero sea una opción cada día más presente en el proyecto educativo de nuestros hijos.

En otro post, hablaremos de los destinos más habituales: Estados Unidos, Canadá, Irlanda y Reino Unido. Y en nuestra web puedes encontrar amplia información sobre los programas que tus hijos pueden cursas en estos cuatro países con TEAM up!

Te animamos a descargar nuestro DOSSIER 2020, con información más detallada. Descargar.

 

DESCARGA NUESTRO DOSSIER CORPORATIVO

Dossier Team Up!
Abrir chat
¡Hola!
¿Tienes alguna duda? Estamos para ayudarte y resolver todas las dudas que te surjan.